¿Cuál es el mejor deporte para la escoliosis idiopática?

Muchos padres acuden a mi consulta preguntándome qué deporte pueden practicar sus hijos con escoliosis idiopática. Además muchos de ellos están convencidos de que gracias al deporte sus retoños podrán corregir esta patología. Pero vamos por partes.

¿Qué es la escoliosis idiopática?

Se habla de escoliosis cuando se aprecia un desplazamiento lateral de la columna vertebral hacia la derecha o hacia la izquierda y una rotación de las vértebras. Hay que tener en cuenta que hasta un 10% de la población presenta pequeñas curvas (menores de 10 grados) de la columna que no se consideran patológicas ya que no representan un problema para la salud. Esta condición se suele definir como actitud escoliótica. Por eso hablamos de escoliosis sólo cuando la curva (o las curvas) son mayores de 10 grados y eso se mide en una radiografía de columna. La escoliosis se define “idiopática” porque generalmente no hay una clara causa y suele ser de origen genético.

Se suele detectar por una asimetría de los hombros, o sea que se nota un hombro más alto que el otro. Como es una patología de la edad evolutiva (niños y adolescentes) generalmente suele ser el Pediatra o el Médico de Familia el que diagnostica en un primer momento la condición, aunque a veces son los mismos padres que se dan cuenta.

Adolescente con Escoliosis Idiopática con asimetría de hombros, escápulas y cintura
Adolescente con Escoliosis Idiopática y asimetría de hombros, escápulas y cintura

Una vez diagnosticada, la escoliosis tiene que ser valorada por un Traumatólogo, que por norma general suele ser un Traumatólogo Infantil. Este realizará al paciente una exploración física y solicitará una radiografía para calcular la magnitud de la curva y en base a eso decidir el tratamiento del paciente, que dependerá de la edad del mismo y de la gravedad de la escoliosis. Puede encontrar información más detallada en la página de Escoliosis Idiopática.

¿El deporte puede curar la escoliosis?

Según las evidencias actuales el deporte NO cura la escoliosis y NO reduce su progresión.

Pero aún así el deporte se considera muy importante para los pacientes con escoliosis. ¿Y porque?

Ventajas del deporte en la Escoliosis Idiopática

  • Mejora la imagen y con eso la autoestima del paciente, aspecto muy importante en la niñez y en la adolescencia
  • Mejora la psicomotricidad
  • Mejora la función respiratoria, que suele verse afectada por razones anatómicas en los niños con escoliosis
  • Favorece las interacciones sociales, haciendo que el niño no se sienta excluido por su “deformidad”
  • Y presenta todos los beneficios típicos de la actividad física: entretenimiento, bienestar psico-físico, evita el sobrepeso y la obesidad, etc.

¿Y qué deportes pueden practicar los niños con escoliosis?

  • Durante todas las fases del tratamiento (excluido el periodo postoperatorio) y en todos los casos de escoliosis se recomienda realizar educación física en la escuela
  • Se recomienda practicar deporte incluso durante el tratamiento con corsé
  • No se recomiendan deportes competitivos con grandes movilizaciones de la columna en los casos de escoliosis con riesgo de progresión
  • En los casos de cirugía no se podrá realizar deporte en el periodo postoperatorio: será el Traumatólogo Infantil el que decidirá cuando y como reanudar la actividad física
  • Ningún deporte ha demostrado ser mejor que los demás para la escoliosis, ni siquiera la natación: los pacientes pueden realizar cualquier tipo de actividad física, evitando los deportes competitivos que impliquen grandes movilizaciones de la columna

En todo caso hay que seguir siempre las recomendaciones de su Traumatólogo Infantil. Si su hijo tiene escoliosis y precisa una valoración, en la página de Contacto encontrará todos los centros donde trabajo para pedir cita.

Pide cita

Puede encontrar más información en la página de Escoliosis Idiopática y en esta Guía:


Comments

comments

Deja un comentario